Img_nota

¿Cervezas con levadura de champaña?


No es muy común escuchar que las cervezas son fermentadas con levadura de champaña. Algunas cervecerías las usan para realizar una segunda ferementación, lo que implica una complejidad adicional y, para algunos, innecesaria. Por eso, no son muchas las cervecerías que las usan para terminar sus cervezas.

 

Las cervezas con levadura de champaña no son comunes

 

Aunque no imparten mucho sabor, lo que hace especial a las cervezas con levadura de champaña es el nivel de carbonatación que se produce durante la fermentación, ya que suele ser mucho más prominente que el de otro tipo de levaduras. De igual manera, es muy buena para obtener niveles altos de ABV, mismos que pueden superar el 15%, más que las levaduras ale o lager.

 

De acuerdo a Mike Siegel, el jefe del sector de investigación y desarrollo de una cervecería artesanal estadounidense, la levadura de champaña “seca” la cerveza bastante, por eso suele usarse en algunas cervezas para realizar una segunda fermentación, que se coma los azúcares que las levaduras Ale o Lager dejaron atrás. Esto es especialmente útil en cervezas ácidas o sidras.

 

La cerveza Gillian es un ejemplo de cervezas hechas con levadura de champaña 

 

Un estilo famoso por utilizar este tipo de levadura se llama bière brut, también conocida como Bière de Champagne, y nació en las cervecerías belgas, Malheur Boosteels. Su proceso es muy parecido al de la champaña, ya que incluye múltiples fermentaciones y procesos de extracción de levadura llamados meuage y dégorgement.

Compartir:

NOTAS RELACIONADAS