Img_nota

Efectos Psicológicos del consumo de alcohol en menores


Puede ser difícil hablar con un menor acerca de lo perjudicial que puede ser el consumo de alcohol antes de la edad permitida por la ley, pero se trata de una importante restricción que podría ayudar a cambiar su vida.

 

En esta ocasión te contaremos sobre los efectos psicológicos del alcohol en un menor, ya que si se habla con él o ella, se pueden evitar muchos riesgos y situaciones peligrosas.

 

 

Podrá parecer obvio, pero muchos menores de edad ignoran los efectos del alcohol; por lo que hay que dejar en claro que puede perder el conocimiento y olvidar lo que pasó, esto sin olvidar las consecuencias más graves, como ocasionar un accidente, enfermarse o inclusive la muerte.

 

Esto es lo que debes explicarle a los menores acerca de los efectos psicológicos del alcohol:

 

El alcohol es calmante y en dosis bajas, una de las primeras capacidades que se inhiben es la autocrítica, lo que quiere decir que la persona se tornará más conversadora y activa, lo que se puede confundir con euforia. Después de la primera o segunda bebida se disminuye la capacidad de un juicio crítico, lo que provoca una sensación de placer pasajera y artificial.

 

 

A la tercera bebida, se pueden sentir más sensibles, lo que afecta los reflejos del cuerpo, y al mismo tiempo se empieza a perder la conciencia de sus actos. Después de esto, se pierde el juicio, es decir, ya no hay coordinación motriz, y la habilidad para hablar se torna difícil. También puede haber agresividad, lo cuál puede lastimar a terceros, se pude olvidar del uso de un preservativo en una relación sexual, y en el peor de todos los casos, se puede entrar en un coma alcohólico.#

 

Porque #NoEsUnProblemaMenor, no dejes que los menores de edad consuman alcohol bajo ninguna circunstancia.

Compartir:

NOTAS RELACIONADAS